Aspectos básicos

RECORRIDO 4. Hacer que siga creciendo

capítulo 1/4

Prestar tus cripto

Leer 5 min
Aspectos clave:
— A medida que más usuarios recurren a formas de cambiar valor sin intermediarios, la demanda de plataformas de préstamo descentralizadas (denominadas protocolos) aumenta rápidamente. Estas plataformas permiten a los usuarios pedir dinero prestado utilizando sus criptodivisas como garantía, o generar ingresos prestando sus cripto.
— Incluso si posees monedas estables, como USDT o USDC, puedes prestarlas y obtener rendimientos en forma de intereses.
— Hay varias formas de prestar tus activos cripto, pero la más segura es prestar directamente desde una billetera de hardware.

Con los préstamos de cripto, puedes hacer crecer tus activos sin mucho esfuerzo ni riesgo. Te explicamos cómo prestar tus cripto.

La participación es un concepto bastante complejo. En el artículo anterior de nuestra guía explicamos cómo puedes poner en participación tus cripto para hacer crecer tus activos. Pero eso no era todo. Como ya comentamos, hay varias formas de hacerlo sin mucho esfuerzo. En este artículo, explicaremos el concepto de préstamo de cripto y cómo puedes hacerlo para asegurarte una fuente adicional de ingresos.

El préstamo forma parte de nuestra infraestructura económica desde hace mucho tiempo. Sin embargo, ahora que las cripto han revolucionado la forma en que cambiamos valor, contamos con una alternativa al paradigma tradicional y no rentable. Hablamos de las finanzas descentralizadas, también conocidas como DeFi.

Si tienes criptodivisas inactivas en tu billetera, puedes prestárselas directamente a otros usuarios de cripto y ganar altos tipos de interés.

¿Quieres saber cómo? Metámonos de lleno en ello.

¿Por qué prestar (o pedir prestado) con cripto?

Piensa en la palabra “préstamo”. ¿Qué ves? ¿Una cola en un banco? ¿La cara de un gerente que apenas te está escuchando? ¿Un montón de papeleo? O, en el peor de los casos, que el banco utiliza tu dinero para autorizar préstamos y obtener beneficios mientras te paga una miseria.

Sea lo que sea, sin duda no es agradable.

En un mundo lleno de personas que buscan servicios fáciles de obtener y con los que reciban un buen trato, la fórmula tradicional de pedir un préstamo a un banco seguramente no es la más adecuada para muchos.

Es una experiencia terrible incluso para quienes guardan dinero en esos bancos. Los bancos prestan sus fondos a los prestatarios y solo comparten una parte insignificante de los intereses devengados.

Eso explica la creciente demanda de plataformas que ofrecen préstamos instantáneos con el menor papeleo posible.

Y ya sabes lo que estamos pensando. Las cripto resuelven ese problema.

Los protocolos DeFi han ganado mucha visibilidad en los últimos tiempos. Permiten a los usuarios pedir préstamos al instante sin tener que esperar colas, leer contratos de 50 páginas ni firmar un montón de documentos.

En estas plataformas, los contratos autoejecutables denominados contratos inteligentes sustituyen a intermediarios como los bancos. Permiten a las personas prestar y pedir prestadas criptodivisas directamente entre sí.

Como se puede deducir por su nombre, los contratos inteligentes están codificados de forma inteligente para gestionar el proceso de préstamo sin intervención humana. Eso significa que el proceso estará completamente automatizado y tú serás el principal beneficiario de todos los intereses que generen tus cripto.

Prestar es la mejor manera de obtener ingresos pasivos si te interesa invertir en activos menos volátiles. Puedes prestar tus monedas estables para ganar entre un 1 % y un 11 % de APY, a veces incluso más.

¿Qué dices? ¿Hasta un 11 % o más? Sí. Por supuesto.

Pero ¿cómo garantizar la seguridad de tus fondos si no hay un intermediario que haga responsables a todas las partes involucradas? ¿Cómo sabes que el prestatario no va a tomar tu dinero y salir corriendo? Ahí es donde entran en juego los préstamos con garantía.

¿Qué son los préstamos con garantía?

A excepción de algunos buenos amigos, dignos de un lugar especial en el cielo, nadie te prestaría dinero sin una garantía que avalase la seguridad de sus fondos. Por ejemplo, si vas a un banco a pedir un préstamo para construir una casa en un terreno de tu propiedad, el banco puede utilizar el terreno como garantía. De este modo, el banco puede estar seguro de que, en caso de que no cumplas con tus pagos, tendrá el derecho legal de reclamar tu terreno y recuperar su dinero.

Aunque hoy no vamos a hablar de los préstamos bancarios, los préstamos con garantía del mundo de las cripto funcionan de la misma manera. Sin embargo, a diferencia de los bancos, la mayoría de las plataformas de préstamo de cripto funcionan con sobregarantías. Por ejemplo, el protocolo de préstamo Compound requiere que el prestatario garantice el préstamo con un mínimo del 150 % en Ether (ETH). Por tanto, si tuviera que pedir un préstamo de 1000 USD, tendría que inmovilizar al menos 1500 USD en ETH como garantía.

Además, hay una penalización añadida para los prestatarios en caso de que el valor de los ETH bloqueados descienda por debajo del 150 % del importe total prestado. Para evitar esta penalización, los usuarios suelen garantizar sus préstamos muy por encima del requisito mínimo.

Esta sobregarantía de los préstamos garantiza la seguridad de los fondos prestados aunque el prestatario no pueda devolver el préstamo.

Como ves, está “supergarantizado”.

¿Ya tienes ganas de dejar parcialmente tu banco? No te precipites. Veamos cómo puedes prestar tus cripto y hacer crecer tus activos sin un banco.

Cómo puedes prestar tus cripto

¿Te has decidido a empezar a prestar tus cripto para asegurarte una fuente adicional de ingresos y hacer crecer tus activos? Tienes muchas maneras de hacerlo. Pero elegir la forma que mejor se adapte a tus necesidades te hará la vida más fácil.

Los protocolos descentralizados, como Compound o Aave, prestarán tus cripto a un tipo de interés determinado. Puedes transferir las cripto que quieras prestar y esperar a que generen intereses. Como no hay intermediarios que mantengan un registro, el contrato inteligente te asigna bonos que actúan como prueba de la cantidad prestada. Por ejemplo, Compound te ofrece cTokens por las criptodivisas que prestas y, cuando el préstamo genera intereses, se agregan más cTokens a tu billetera.

Si todo esto te parece demasiado complejo, también puedes prestar tus criptodivisas a través de plataformas centralizadas. Pero, como siempre decimos, con las entidades centralizadas no eres realmente titular de tus cripto, y pueden cobrarte una tarifa por el servicio.

¿Y cómo obtengo mis intereses?

Simple. Si usas Compound, por ejemplo, puedes enviar los cTokens de vuelta al contrato inteligente, con lo que el contrato te devolverá tus criptodivisas iniciales junto con los intereses devengados. Dicho esto, sigues siendo tú quien decide cómo prestar tus cripto para hacer crecer tus activos.

El préstamo es solo una pequeña parte de la revolución de las DeFi y debes saber que las cosas están a punto de ponerse muy emocionantes. Somos los primeros en anunciarlo. Echa un vistazo a nuestro episodio de School of Block sobre las DeFi para ver hacia dónde nos dirigimos exactamente.

Descargo de responsabilidad: Los servicios de exchange, préstamo y otras transacciones de cripto son proporcionados por terceros. Ledger no proporciona asesoramiento ni recomendaciones sobre el uso de estos servicios de terceros.


Recursos relacionados

Mantente al día

Encontrarás los anuncios en nuestro blog. Contacto de prensa:
[email protected]